Resena

La casa redonda

Louise Erdrich

Resumen

Precio: 21.95 € Páginas: 352...

30 de Mayo de 2013

Louise Erdrich compone novelas corales en la que repasa la difícil convivencia en  las ciudades de las reservas indias (Dakota del Norte, EEUU) mezclando personajes de diferentes generaciones con las tradiciones indias y los prejuicios racistas. Corre el año 1988 aunque Joe solo cuenta con trece años de edad. Vive en una reserva Ojibwe con sus padres, su madre Geraldine administradora tribal y su padre Bazil que sirve como juez. Comparándola con las demás su familia es estable y próspera. Joe disfruta pasando el rato con sus amigos ya que todos están obsesionados con la nueva serie de televisión, Star Trek: La siguiente generación Todo cambia un domingo cualquiera. Alguien ha violado y golpeado a su madre y tenía la intención de hacerle algo peor. La familia se convierte en un caos, y su madre, hasta ahora confiada y cariñosa se niega a salir de su habitación, a comer, a hablar. Su padre se muestra  impotente frente al trauma de su esposa, y Joe se ve obligado a enfrentarse al mundo adulto mucho antes de estar listo. Frustrados por la lentitud de la investigación y los obstáculos presentados por la ley tribal, decide investigar con su mejor amigo Cappy, para encontrar respuestas y buscar la justicia por si mismo. Lo que sigue es una tragedia a cámara lenta que marcará a todos de por vida. La casa redonda revela sus secretos poco a poco, y algunos ni siquiera se despliegan. La investigación de Joe junto a su padre, expone sagas familiares enterradas, verdades tácitas sobre la vida entre la reserva y el mundo americano blanco más allá de ella, y el valor necesario por todos ellos para tomar decisiones dolorosas y aceptar realidades terribles. El libro está lleno de personajes secundarios cuyas vidas contienen el poso de la tragedia: Linda Wishknob, una mujer blanca adoptada por una familia de india después de que su propia madre quiso dejarla morir, y Sonja, la novia del  tío de Joe, una ex-bailarina de strip-tease quienes conmoverán al lector. Mooshum, el abuelete contador de historias al filo de la muerte es una constante también de las obras de Erdrich. Esta obra es fácil de leer pero difícil de asimilar. Cuesta irla tragando, no por explícita, que no lo es, sino por la capacidad que tiene de exasperarnos en la búsqueda de una solución que siempres será dolorosa. Es un libro que plantea muchas preguntas difíciles acerca de la culpa, el remordimiento, la justicia, la familia, el amor y la búsqueda de la tranquilidad en nuestras vidas y en nuestros corazones. La suavidad de la prosa de Erdrich desmiente la dureza inflexible de los hechos. Con un lirismo y una musicalidad ambiental continua, la autora cose los acontecimientos cotidianos de sus protagonistas, mezclando tradición y realidad con la naturaleza que les rodea. Poco a poco vamos conociendo las diferentes piezas del puzzle. El punto de vista del chaval de trece años es el gran logro de la novela, todo bajo su prisma adquiere una tonalidad diferente de la real, esa primera persona hace soportable la novela, incluso la convierte en amable, positiva y sensible, rebosante de humanidad y de misterio pese a lo sobrecogedor de su argumento. Indudablemente Erdrich esta entre las mejores voces norteamericanas del momento al nivel de Oates o Toni Morrison. Merecidísima ganadora del National Book Award 201

Comentarios

¿Dónde quieres guardar este libro?